lunes, 11 de abril de 2011

SU TEMPERATURA

Los conejitos que viven en un interior son muy afortunados, puesto que no deben tolerar los excesos de frío o calor, e incluso de aislamiento, que muchos de los que viven en el exterior. Las jaulas de los conejitos que vivan en el exterior, deben tener una superficie robusta, y colocarse en un área protegida de la lluvia, el viento, la humedad, y, especialmente, del sol directo durante los meses de verano. Muchos conejitos domésticos mueren todos los años simplemente porque mucha gente no entiende que los conejos no pueden tolerar el calor extremo. Estos animales no pueden transpirar, y la única manera que pueden refrescarse, es por medio de sus oídos. Si usted vive en un área donde las temperaturas suben excesivamente durante el verano, tome en cuenta estas sugerencias para mantener fresco a su conejito: a.) Ponga un par de jarros de agua en su congelador. En los días muy calurosos, coloque uno de los jarros con agua helada dentro de la jaula del conejo. Generalmente, el conejo se pondrá junto al jarro para mantenerse fresco. b.) Cuelgue toallas mojadas en todos los costados de la jaula, y moje la superficie de la misma, para refrescar a su conejito. Este método, sin embargo, no es tan eficaz como los jarros de agua congelada. Tenga en cuenta que ninguno de los dos métodos son una garantía para que su conejo no sufra excesos de calor, por lo que debe controlar a su conejo con frecuencia si es que éste quedará al aire libre durante los días muy calurosos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada